sábado, 20 de diciembre de 2014

Vía de la Plata-Camino Sanabrés 13. Ourense-A Laxe (Lalín).

Por el interior de Galicia, del Valle del Miño a Tierras de Deza.

Fecha: 22/03/2014.
Dist.: 61,03 Km.; Asc.: 1.656 m.; T. Tot.: 9:47; T. Mov.: 6:59.
Alt. Max.: 835 m.; V. Med. Mov.: 8,7 Km/h; IBP.: 119 MTB.
H. Salida: 8:20; H. Llegada: 18:07.

Descripción. 
Continuamos por el interior de Galicia, donde dejamos atrás el río Miño y la depresión de Ourense, para ascender a las Sierras Centrales Gallegas entre los Montes do Testeiro y la Serra do Faro.
Abandonamos Ourense cruzando el río Miño por el histórico puente romano, iniciando el ascenso que nos llevará por el antiguo Camiño Real, pasando por la Ermita de San Marcos en Cudeiro, hasta Tamallancos.
Siguiendo el trazado de la N-525 Benavente-Santiago, entramos en el Concello de Carballiño, para pasando por Viduedo llegar a San Cristovo de Cea, localidad conocida por su pan artesanal, el único reconocido con denominación de origen. Aquí dejamos la compañía de la nacional para encaminarnos por viejos caminos rurales en dirección al Monasterio de Oseira, escondido entre montañas de la Serra de Martiñá, al fondo del Valle del río Mirela.
A partir del monasterio realizamos un corto pero duro ascenso hasta el Chouso Ferreiro, tras el cual, por estrechas "corredoiras" atravesaremos el valle del río Arenteiro, pasando por A Gouxa y Bidueiro en dirección al Porto do Curro, donde volvemos a encontrarnos con la nacional N-525 por la que llegaremos hasta Castro Dozón.
Por la Comarca de Deza, ya en la provincia de Pontevedra, desde Castro Dozón siguiendo la N-525 dirección Lalín alcanzamos el Alto de Santo Domingo. Poco después del alto, dejamos la nacional para desde Puxallos descender al río Asneiro, que cruzamos en Pontenoufe antes de ascender hasta A Xesta. Desde aquí  todavía nos queda superar otro pequeño puerto, el Alto de Pena desde Reguengo (Estación de Lalín), para pasando por Eirexo llegar hasta nuestro final de etapa, el albergue de peregrinos de A Laxe.

Etapa complicada, no tanto por su longitud (con unos 60 kilómetros), sino por su importante desnivel (más de 1.600 metros de ascenso) y por la dificultad añadida de algunas de sus "corredoiras", donde el firme complicado y el más que probable barro que en muchos casos nos obligará a bajarnos de la bici.


Perfil.


Itinerario.
Esta etapa cuenta con dos posibles variantes:
- A la Salida de Ourense, al pasar el Puente Viejo sobre el río Miño, nos encontramos con dos opciones señalizadas: la histórica que sigue el Camiño Real en dirección a Cudeiro, por la que me he decidido; y la variante que sube por la Costilla de Canedo, antigua calzada romana actualmente asfaltada.
-  En Cea se plantean de nuevo dos opciones: el camino oficial (señalizada con los mojones habituales) que se dirige hacia Castro Dozón por Cotelas y Piñor, y la variante por el Monasterio de Oseira. La primera es algo más corta (4 kilómetros) y creo que más cómoda (también tiene un tramo por malos caminos y fuerte subida a partir de Carballeda hasta Castro Dozón). Sin embargo visitar el Monasterio de Oseira, un lugar emblemático del Camino Sanabrés, bien merece el esfuerzo. Sin dudarlo he optado por este último itinerario.
En el resto de la etapa he seguido fielmente las señalización oficial, que pensada para caminantes evita en algunos momentos el asfalto tomando alternativas algunas veces no tan recomendables para la bicicleta (obligándonos incluso a echar el pie a tierra), y que en general se pueden evitar continuando por carretera. 

Puente romano. Ourense.

Lo mejor: La visita al Monasterio cisterciense de Oseira, "El Escorial gallego", enclave mágico del Camino Sananbrés.
Lo peor: A pesar de que la belleza y el encanto de las "corredoiras" lo compensa, si seguimos fielmente el camino en más de una ocasión tendremos que echar el pie a tierra. 

Ourense desde la Ermita de San Marcos.

Etapas peregrinos a pie:
- Ourense-Cea (22,9 Km. y 580 m. de ascenso).
- Cea-Castro Dozón (19,90 Km. y 560 m. de ascenso).
- Castro Dozón- A Laxe (18,2 Km. y 280 m. de ascenso).

Etapas Guía Vía de la Plata Bici:Map:
Después de avanzar ayer los 21 kilómetros que separan Xunqueira de Ambía y Ourense, hoy toca completar la Etapa 15 Xunqueira de Ambía-Castro Dozón (64,6 Km.) propuesta por la guía. Desde la capital orensana nos separan aproximadamente 110 kilómetros de Santiago, punto final de nuestro camino. Esa distancia hace inviable realizarla en un solo día, por lo que tendremos que buscar una parada intermedia. Descartado Castro Dozón (muy cerca, a apenas 42 kilómetros), mi primera intención era llegar hasta Silleda (con albergue y a unos 70 kilómetros), pero finalmente me quedé en el Albergue de Peregrinos de A Laxe, a donde llegué ya bastante cansado, y realizando por tanto los primeros 20 kilómetros de la Etapa 16 Castro Dozón-Santiago de Compostela (68,8 Km.). Restan unos 52 kilómetros para llegar a Santiago, una etapa bastante tranquila para terminar mañana. 

Peto de Ánimas. Viduedo.

Señalización y orientación.
Continuamos por los Caminos de Santiago en Galicia, en general siempre bien señalizados. Aunque no tanto como ocurre con el Camino Francés, los cruces suelen estar bien marcados, y es complicado perderse. La variante de Oseira, a pesar de no ser oficial (no cuenta con los mojones oficiales), es fácil de seguir gracias a las flechas amarillas.
La única duda es en el momento de decidirnos por alguna de las variantes que se nos plantean a lo largo del recorrido (a partir de Ourense, por Tamallancos o por Canedo, y a partir de Cea la variante de Oseira), no tanto por la señalización sino por nuestros intereses.
Únicamente tendremos que prestar mayor atención para no pasarnos los cruces donde abandonamos la N-525 (con la que coincidimos en algunos momentos), y principalmente a la salida de Ourense, tramo urbano no tan bien señalizado. 

Torre del Reloj. Cea.

Dificultades.
Por un lado, la etapa acumula un importante desnivel, 1.650 metros de ascenso, en apenas algo más de 60 kilómetros, datos que para una travesía cargados con alforjas son bastante exigentes. Sin un puerto realmente importante, desde el inicio de la etapa hasta aproximadamente Castro Dozón vamos a ir en un ligero pero continuo ascenso. Los dos tramos más exigentes los vamos a encontrar: para salir del fondo del Valle del Miño, desde el Puente Viejo hasta Madrosende (6,8 Km. y 370 m. de ascenso), con 2 kilómetros con una pendiente media del 10 % y rampas el 15 %; y desde el Monasterio de Oseira hasta Chouso do Ferreiro (1,8 Km. y 180 m. de ascenso) al 10 % pendiente media y rampas del 18 %). Asimismo, como es frecuente en Galicia, ocasionalmente encontraremos cortos pero duros repechos, como ocurre por ejemplo: para subir desde el río Barbantiños hasta Viduedo o desde el río Asneiro hasta A Xesta, subiendo desde Outeiro a Gouxa y el ascenso al Alto da Pena desde la Estación de Lalín.
Y por otro, van endurecer considerablemente el día las típicas "corredoiras" gallegas, donde tendremos que afrontar tramos con mal firme, más que probable barro, y en algún caso fuertes pendiente. Los lugares más significativos son: 
- Faramontaos-Viduedo-A Casanova. Tramo coincidente con la N-525 (posible alternativa más cómoda) donde las flechas nos llevan a evitar el asfalto por carriles en no muy buen estado.
- Cea-Pielas. Pista forestal en ascenso que se convierte en una vereda pedregosa. En caso de mal tiempo podemos encontrar barro.
- Oseira-Vilarello. Posiblemente el peor tramo ya que unido a la fuerte pendiente (entre el 10 y el 20 %), el ascenso se realiza en gran parte por un estrecho sendero entre muros en gran parte inciclable, que nos obligará a un corto pero duro "empujing" (aproximadamente un kilómetro). Se puede evitar dando un rodeo por carretera pasando por O Covelo, o subiendo directamente por pista hasta Mirallos.
- Vilarello-Carballedina. Entre ambas poblaciones las flechas nos llevan a cruzar del Barranco Rego da Fervenza por una estrecha "corredoira" (cabe apenas la bicicleta con las alforjas). Son apenas 800 metros que son casi imposibles de hacer sobre la bicicleta, muy trialeros en el descenso y durísimos cargados en el ascenso. Si nos lo queremos evitar, podemos seguir una pequeña carretera que pasa por Fontao.
- Castro Dozón-Alto de Santo Domingo. De nuevo coincidiendo con la N-525, las flechas nos sacan del asfalto brevemente por carriles pedregosos sin apenas uso que casi nos podemos evitar (no hay apenas tráfico), y he de reconocer que creo que yo lo hice una vez.
- Pontenoufe-A Xesta. Otro tramo de "corredoira" para cruzar el río Asneiro en Pontenoufe. Si el descenso se puede disfrutar, la subida no creo que se pueda hacer sobre la bicicleta debido al barrizal (aproximadamente un kilómetro y medio). La alternativa es, después de pasar sobre la AP-53 continuar hasta la PO-902 por la que llegaremos más cómodamente hasta A Xesta. 

Monasterio de Oseira.

Asfalto.
Típica etapa por el Camino de Santiago en Galicia donde nos vamos a ir alternando tramos de asfalto, siempre por pequeñas carreteras con tramos de pista y "corredoira" que evitan el mismo. Esto ocurre por ejemplo con la Nacional N-525 Benavente-Santiago, con la que compartimos en parte nuestro itinerario entre Tamallancos y Cea, y al paso por Castro Dozón. Salvo en el tramo urbano saliendo de Ourense (Avenida das Caldas) donde tendremos que prestar especial atención, el resto no cuentan con apenas tráfico, por lo que suponen una buena alternativa en caso de mal tiempo o fatiga. 

Corredoira subiendo a Carballediña.

Servicios.
Sin demasiados problemas de avituallamiento ya que atravesamos varias poblaciones, aunque debemos tener en cuenta que salvo Cea Km. 23, la más grande y que cuenta con todos los servicios necesarios, las restantes son en general bastante pequeñas (Tamallancos Km. 13,1; Faramontaos Km. 17,5; Castro Dozón Km. 42,8; Botos-Estación de Lalín Km. 55), por lo apenas cuentan con algún bar o una pequeña tienda.
Mención aparte merece la localidad A Laxe Km. 61, final de etapa. Pequeño caserío sin servicios a parte del albergue de peregrinos. Cerca tenemos el Bar María José (en la nacional a unos 400 metros), y el Mesón Onde Antonio (en el polígono industrial, aproximadamente un kilómetro y medio). Si necesitamos algo más tendremos que desplazarnos hasta Lalín, a 5 kilómetros, donde sí encontraremos todos los servicios.

Tormenta cerca de Puxallos.

Alojamiento: Albergue de peregrinos de Bendoiro Xunta de Galicia. Precio: 6 €. Situado en la localidad de A Laxe (parroquia de Bendoiro, Concello de Lalín). Espectacular albergue moderno y funcional con buenas instalaciones (cuenta con cocina común). Dispone de 28 plazas repartidas en dos habitaciones con literas. Las bicicletas se pueden guardar dentro.

Albergue de peregrinos. A Laxe.

Acogida peregrina:

Otros alojamientos:
- Botos (Estación de Lalín): Habitaciones A Ponte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario